El volante Dorel Stoica, de la Universitatea Craiova, sorprendió a todos al anotar un golazo. Sin embargo, su equipo perdió por 2-1 ante el CFR Cluj




Lo lógico era ceder el balón a un compañero, pero el volante Dorel Stoica (31), de la Universitatea Craiova de la Primera División de Rumanía, apuntó directamente al arco pese a encontrarse a 50 metros de distancia.
Corría el minuto 66 del partido en el que Craiova enfrentaba al CFR Cluj y el mediocampista se paró frente a la pelota para cobrar una falta. Stoica vio al portero rival alejado algunos metros de su arco y de un potente remate envió el balón a inflar las redes.
Sus compañeros celebraron el asombroso tanto pero la alegría les duró poco. Tres minutos después, el CFR Cluj empató el encuentro y en el 72’ anotó el gol del triunfo. No obstante, en esta ocasión el resultado del encuentro solo es una anécdota ante la espectacularidad del gol.
Universitatea Craiova se encuentra décimo en la tabla de posiciones del fútbol rumano con 20 unidades.
Categories: